Revista Fotografía

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Por Magiaenelcamino

La primera vez que visitamos Piriápolis teníamos 20 años menos, estábamos en un road trip de solo cuatro días, no existían los blogs ni las redes sociales ni los teléfonos celulares actuales y nos quedamos con la idea de un lindo balneario rodeado por cerros. Una de las combinaciones de paisajes que más nos gustan: las playas y las montañas. En ese momento no sabíamos todo lo que se podía hacer en Piriápolis, por eso, haber vuelto, nos encantó. En este último viaje ya en familia descubrimos que Piriápolis es mucho más que playas y cerros. Te invitamos a conocer por qué.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Qué vas a encontrar en este artículo:

  • Qué hacer en Piriápolis
    • Recorrer las playas de Piriápolis
    • Pasear por la rambla
    • Conocer el Argentino Hotel
    • Viajar al pasado en un tour vintage por Piriápolis
    • «Escalar» los cerros que rodean a Piriápolis
    • Aerosilla al Cerro San Antonio
    • Visitar los castillos de Piria y Pittamiglio
    • Pasear por el puerto de Piriápolis
    • Recorrer la feria La Pasiva
  • Dónde dormir en Piriápolis

Un poco de historia sobre Piriápolis

Piriápolis se encuentra a unos 40 km de Punta del Este y a unos 100 km de Montevideo. Fue fundada en 1890 por el uruguayo Francisco Piria, un hombre de negocios inmobiliarios y, como dicen todos, un visionario. Luego de vivir en Europa durante su infancia y de viajar por el viejo continente ya de más grande, regresó a su país con la idea, entre otras, de crear un balneario similar a los europeos y reproducir allí la arquitectura de la Belle Époque. Después de recorrer parte de la costa uruguaya, encontró un sitio que lo atrajo por su belleza natural y su energía. Ese sitio se encontraba entre la costa y el cerro Pan de Azúcar. Allí, comenzó a comprar terrenos y a construir su sueño. Allí nació Piriápolis.
Primero utilizó esas tierras para el cultivo de vid, tabaco y olivares, luego transformó parte de ese lugar en una ciudad.
Dicen que además de hombre de negocios era un alquimista, por lo que la ciudad encierra secretos y símbolos relacionados con esa tradición, que pueden encontrarse en varias de sus construcciones.
Piriápolis es un balneario ideal para pasar unas vacaciones o un fin de semana de descanso en familia, tanto si viven en Uruguay como en Argentina, ya que es fácil llegar.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Cómo llegar a Piriápolis

La manera de llegar a Piriápolis es en bus o en auto particular. Los buses se pueden tomar, por ejemplo, desde Montevideo o desde Punta del Este.
Si están en Buenos Aires, primero deberán tomar un vuelo o un barco hasta Montevideo y, desde allí, el bus.
Si van en auto particular deben tomar, desde Montevideo, la ruta interbalnearia hasta el cartel que indica el desvío hacia Piriápolis. Y desde Punta Del Este, la carretera 10 hasta el Camino de los Arrayanes, donde se desvían.

Van dos mapas con los caminos, pero pueden verlo mejor en Google Maps.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Qué hacer en Piriápolis

A continuación les compartimos varias actividades que pueden disfrutar en esta ciudad balnearia uruguaya.

Recorrer las playas de Piriápolis

Como en cualquier ciudad balnearia, las playas más concurridas de Piriápolis son las del centro. Allí, además de la gente, se concentran las ofertas de opciones de deportes y actividades acuáticas. A esa altura, sobre la rambla, están la mayoría de los bares y restaurantes.
Si andan buscando más espacio y tranquilidad, lo ideal es que vayan hacia las playas del oeste, como Playa Grande, Playa Hermosa o Playa Verde.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Pasear por la rambla

La rambla costera de Piriápolis se construyó pensando en la de la ciudad francesa de Biarritz. Como toda rambla, es ideal para caminarla de punta a punta, con el agua de un lado y las montañas hacia el otro. A nosotros nos gusta mucho hacer este tipo de paseos al atardecer, pero también es ideal para los que gustan madrugar y disfrutar de la soledad de ese momento del día. Si viajan con niños y están en esa edad en que no quieren caminar mucho ni quieren subirse al cochecito, recuerden uno de nuestros mejores consejos prácticos para viajar con niños: lleven un monopatín. En este caso, la rambla es ideal para que ellos se desplacen en monopatín.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Conocer el Argentino Hotel

El Argentino Hotel es uno de los iconos de Piriápolis. Lo fundó Piria en 1930 con la idea de reproducir los grandes hoteles de la Costa Azul europea. En ese momento importó materiales y maquinaria desconocida en América del Sur y sentó las bases para realizar la talasoterapia (terapia con agua de mar). El hotel cuenta con 120 metros de frente y seis pisos. En la actualidad se pueden o visitarlo. Una opción es hacerlo a través del vintage tour, que les contamos a continuación.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Viajar al pasado en un tour vintage por Piriápolis

Penny nos recibió vestida de época en las escaleras del Argentino Hotel. Su sonrisa y la cantidad de curiosidades que tenía para contarnos nos conquistaron enseguida. Ella es la creadora de «Descubre Piriápolis», una propuesta de city tour histórico para conocer la época dorada de Francisco Piria. El recorrido incluye guías especializados y el encuentro con personajes de la época, que a través de vestimenta adecuada e relatos, te llevan al pasado.
El recorrido dura aproximadamente dos horas, incluye la visita al Argentino Hotel, el Hotel Colón, el ex Hotel Piriápolis, el Castillo de Piria, la rambla y el puerto hasta Punta Frías, y la Iglesia Inconclusa (se llama así porque Piria ordenó su construcción en 1917, pero la iglesia Católica no permitió su finalización y uso porque contenía simbología de la masonería y la alquimia). El paseo se realiza en un auto clásico y con chófer vestido de época. Puede ser una muy linda experiencia para los peques de la familia.
El tour se lleva a cabo los sábados y domingos de 13 a 15 y de 16 a 18. Siempre con reserva previa a través de la web .
Además, en esos mismos días se pueden tomar una foto «como las de antes». Hay vestidos, camisetas, sombreros y mobiliario para hacer una linda foto que quede para el recuerdo de las vacaciones. La foto se toma en el Salón Concepción del Argentin Hotel, los sábados de 13 a 16.30 y los domingos de 12.30 a 14. Siempre revisen los horarios en la web, porque pueden cambiar.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

«Escalar» los cerros que rodean a Piriápolis

Piriápolis está rodeada de cerros y eso le da una impronta particular al paisaje. En la mayoría de esos cerros, como el Cerro del Toro, el Cerro Pan de Azúcar, el Cerro de los Burros y el Cerro San Antonio, hay senderos marcados para recorrer algunos tramos. Como esto puede varias en cada temporada, les sugerimos visitar el centro de información turística antes de adentrarse por los caminos.
Además, en alguno de los cerros hay actividades extras. Por ejemplo, en el Cerro Pan de Azúcar hay un parque donde funciona una estación de cría de fauna y flora autóctona. El parque se ubica al pie del cerro, tiene senderos interpretativos y juegos con fines ecológicos para que los más pequeños de la familia se interesen por el tema.

Aerosilla al Cerro San Antonio

Uno de los cerros más conocidos de Piriapólis es el Cerro San Antonio. Uno de los motivos es su aerosilla, que por 250 pesos uruayos se puede tomar para tener vistas panorámicas de la bahía y la ciudad de Piriápolis. Otro de los motivos es la presencia de una pequeña capilla blanca donde se encuentra una imagen de San Antonio, quien según la tradición es el patrono de las mujeres que buscan un amor. Además, en el trayecto hacia la cima se puede ver la imagen de la virgen de Stella Maris, protectora de los navegantes, pescadores y marineros.
Como ven en la imagen, también hay algunos restaurantes en la cima y la posibilidad de dejar el auto estacionado allí.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Visitar los castillos de Piria y Pittamiglio

El Castillo de Piria, que se ubica a unos 7 km del centro de Piriápolis, fue la primera construcción y residencia de Francisco Piria. En la actualidad se puede visitar para conocer parte de su mobiliario, su historia y la de la ciudad. Es el lugar ideal para comprender la relación de Piria con la masonería.  Además, suele haber alguna exposición artística.
Esta visita es una de las excursiones que se pueden hacer desde Piriápolis. Los jardines que rodean al castillo también son muy lindos para pasear y tienen su propia mística. No les cuento mucho acá para que ustedes puedan descubrirlo y disfrutarlo solos.

Por otro parte, el Castillo de Pittamiglio es otro lugar para visitar, sobre todo si les interesa el tema de la simbología y la alquimia, porque hace poco se inauguró «El Museo del Alquimista», una exposición en la que se explica todo ese tema: «La temática de la exposición es sobre la vida de Humberto Pittamiglio, su obra, la vinculación del personaje con la alquimia, la simbología presente en sus castillos, su relación con Francisco Piria, así como la descripción de los sitios icónicos de la ruta mística de Piriápolis».
Este castillo fue construido en 1956 por Humberto Pittamiglio como residencia de veraneo y tuvo en cuenta las reglas de la alquimia para su diseño.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Pasear por el puerto de Piriápolis

La Aerosilla del Cerro San Antonio termina en el puerto de Piriápolis, por lo que una buena idea es quedarse por allí y recorrer el paseo marítimo. A los niños suele encantarles ver los barcos.
Desde allí, además, salen las excursiones en barco. Algunas hacen un recorrido por la bahía de Piriápolis y alrededores a la hora del atardecer y otras salen durante el día para ir a pescar (incluyen el alquiler del equipo de pesca). Como todas estas actividades varían según la temporada, les recomendamos darse una vuelta por información turística o por el mismo puerto.

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

Recorrer la feria La Pasiva

Una ciudad balnearia no podía no tener su feria artesanal, por eso Piriápolis tiene la feria La Pasiva, un espacio donde se juntan más de cien artesanos uruguayos para ofrecer sus producciones. Además de artesanías en madera, cuero o tela, van a encontrar juegos para los más pequeños y algunos espectáculos musicales. En temporada abre de jueves a domingo luego de la hora de playa.

Dónde dormir en Piriápolis

Como en toda ciudad balnearia y turística, Piriápolis cuenta con varias opciones de alojamiento para los distintos grupos o presupuestos. En este recuadro pueden buscar alojamiento en Piriápolis a través de Booking. Recuerden filtrar las opciones según sus preferencias. Si reservan a través de este buscador, a ustedes les sale lo mismo y a nosotros nos dan una pequeña comisión que nos ayuda a seguir. Gracias!

Si prefieren buscar algún departamento para alojarse, si es su primera vez en AIRBNB.




Todas estas actividades las realizamos en el marco del primer Blogtrip en Punta del Este, organizado por y Rosanna Freda, con el apoyo de la Intendencia de Maldonado, el Municipio de Punta del Este y el Ministerio de Turismo de Uruguay. Pueden seguir todo lo que se vivió en este viaje con el #Puntablogtrip中国福利彩票安卓版 o en el IG de @中国福利彩票安卓版blogtripuy.

Agradecemos la invitación y el haber confiado en nuestro trabajo.
Magia en el Camino mantiene el control sobre lo publicado.

¿Te gustó el post? ¿Te fue útil la información? Si así fue, te invitamos a compartirlo y a sumarte con un Me Gusta en la página de de Magia en el Camino. También te esperamos en twitter y en Instagram acá. Gracias!

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos

¿Ya conocés nuestro libro de viajes? Se llama «Magia es Viajar» y cuenta nuestras vivencias por Asia, África, América y Europa. Es una producción independiente y con tu compra nos ayudás a seguir con todo lo que implica Magia en el Camino. Para sumarte hacé click .

Piriápolis, un buen plan familiar: playas, cerros y castillos


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas